Modelo Goldsmith ® de desarrollo de negocios y preparación para inversión

El Modelo Goldsmith ® fue inicialmente desarrollado por H. Randall Goldsmith PhD en un programa para la US NASA y el US Federal Laboratories. Es una evolución del trabajo desarrollado con el “Department of Energy and Mohawk Research”, la “National Society of Professional Engineers” y el “National Institute of Standars and Technology”. Ha sido reconocido como “Best Practice” por el “International Business Incubator Association”. Ha sido aplicado con más de 1000 negocios de alta tecnología en EEUU, los cuales han recibido más de 600M$ de inversión privada.

 

El Modelo Goldsmith ® es un proceso diseñado para optimizar la creación y desarrollo de empresas sólidas, innovadoras y de alto potencial. Se trata de un modelo que ayuda a desarrollar un producto robusto, una buena estrategia de comercialización, un modelo de negocio óptimo y una hoja de ruta para el crecimiento y la inversión.

A través de una tabla de requisitos estructurada en 6 niveles y 18 pasos, el Modelo Goldsmith® sistematiza el proceso de análisis y validación de los elementos claves del negocio, en cada una de sus fases de desarrollo.

 

El Goldsmith Score ® permite asignar a cada Proyecto una puntuación entre 0% y 100%. Una puntuación más alta significa que el Proyecto es más sólido y que un mayor número de hipótesis de partida se han ido validando. Solo aquellos Proyectos que superan un 70% según el Goldsmith Score ® son habilitados para inversión. El Score se calcula a partir de los siguientes análisis:

 

 

Score del Emprendedor (Pitch a inversores): mide la fortaleza del equipo emprendedor. Evalúa aspectos tales como las credenciales, las capacidades, el carácter, el compromiso y las circunstancias.

 

Score del Producto: mide la robustez y el potencial del producto. Revisa cuestiones tales como la propiedad intelectual, la fortaleza de la propuesta de valor y el alcance, así como aspectos relacionados con el riesgo de comercialización del producto como por ejemplo el estado de comercialización, el número de competidores, los costes de adopción y

las condiciones regulatorias, entre otros.

 

Score del Desarrollo de negocio: evalúa el grado de desarrollo y el interés del plan de negocio, en cada una de las áreas relevantes, tales como el producto y la tecnología, el mercado, el management y las finanzas.

 

Score de Riesgos: evalúa los riesgos del Proyecto y hasta qué punto han sido mitigados. Mide los riesgos asociados a la ejecución del Proyecto, a la tecnología, al mercado, a las finanzas y al management.

 

Score de Validación del nivel de desarrollo y mitigación de riesgos: este es el Score más importante del Modelo Goldsmith, pues es el que en mayor medida contribuye a mitigar los riesgos del proyecto. Mide si se han abordado las cuestiones fundamentales, si se han validado las hipótesis y si se han logrado los hitos propios a la fase de desarrollo en la que se encuentra el promotor.

 

El Modelo Goldsmith ®, elaborado desde la perspectiva inversora, actúa como un espejo que devuelve la mirada del inversor ante el negocio, mostrando las debilidades y también los avances realizados hasta el momento. Ayuda a ir despejando incertidumbres para el inversor y a ir incrementando el valor del negocio paso a paso.

 

Por ello, resulta especialmente relevante a emprendedores en busca de inversión y a inversores en su proceso de análisis y toma de decisiones sobre el interés inversor de un proyecto.

 

 

¿Cómo avanzar paso a paso hasta el cierre de una inversión?

Prepararse para inversión requiere mucho trabajo “de fondo” (llegar a tener un startup realmente valioso) y un poco “de forma” (preparar la documentación que permitirá comunicar dicho valor a los inversores).

Pero es un trabajo que siempre da su fruto. No importa cuán lejos estés hoy de ser un “negocio invertible”, si enfocas bien tu negocio (para que sea negocio…) y avanzas de la forma adecuada (centrándote en lo importante, cumpliendo hitos, validando hipótesis, generando valor), te encontrarás muy probablemente en la primera de las siguientes situaciones y, seguro, en la segunda:

1) Irás logrando, paso a paso, la inversión necesaria para ir saltando al siguiente nivel. Primero, tu entorno y, posteriormente, inversores desconocidos irán confiando en ti, y tus posibilidades de llegar a donde quieres llegar se multiplicarán.

2) Habrás creado un negocio mucho mejor del que tenías inicialmente

 

Camilo Rodríguez

Director de Emprendimiento y Desarrollo Empresarial SAEJ

 

 

Nota: Los columnistas invitados a participar en este blog son responsables de sus ideas, de sus opiniones expresadas y de la presentación de los hechos plasmados en su artículo, los cuales no reflejan necesariamente la posición oficial de la SOCIEDAD DE ADMINISTRADORES DE EMPRESAS JAVERIANOS ni comprometen de modo alguno a la Organización.

 

saejadmin
Share
This

Post a comment